La tecnología y el futuro de la muerte



la muerte y la tecnologia

Usted ya debe haber percibido cómo las pequeñas y grandes transformaciones han ocurrido con la revolución digital. Desde pagar las cuentas sin necesidad de colocar los pies en la agencia hasta personas que ni siquiera saben lo que es una videocasete o ni usan más sus aparatos de DVD. Poco a poco, esos cambios moldean el futuro en la sociedad. Pero usted ya ha parado para pensar cómo las transformaciones digitales van a afectar la muerte?

¿Qué? ¿La muerte? Sí, ella misma. Todavía es un tabú aquí en Latinoamérica, al menos, hablar más abiertamente sobre la muerte. Especialmente sobre cómo lidiamos con ella y la aceptamos. De cualquier forma, en todo el mundo ya se están creando conceptos sobre el "futuro de la muerte" y productos para digitalizar los procedimientos vinculados a ella.

¿Cómo vamos a lidiar con la muerte y nuestra información en el futuro?


Un ejemplo de digitalización de la muerte es el sitio Forever Missed, un memorial en línea donde dejar mensajes de cariño para un ser querido que falleció y hasta encender velas virtuales. El Digital Legacy fabrica placas con QR code para sepulturas que contienen una página con datos del fallecido, fotos e incluso audio y vídeo.

Por extraño e inusual que parezca, responda una cosa: ¿cuántas personas ya fallecidas que usted conoce todavía poseen páginas activas en redes sociales, por ejemplo? La tecnología hizo que la muerte cambiara en nuestra convivencia. Es como si la memoria pudiera materializarse con más facilidad, sólo que en formato virtual.

El cementerio del futuro es de alta tecnología 


Hablando en materia, en el memorial futurista Ruriden, en Tokio, en Japón, hay restos mortales esparcidos por las paredes en urnas de cristal en el formato del Buda. El mausoleo ultramoderno tiene más de 2 mil pequeños altares con cenizas de los muertos. Las coloridas luces de LED ciertamente hacen que los visitantes se olviden por un momento que están en un memorial, y no en una exposición de arte tecnológico.

La cremación es una tendencia que debe aumentar en el futuro. En los Estados Unidos, en 2015, más personas fueron cremadas que enterradas, según la NFDA (National Funeral Directors Association).

El más allá digital


Pensando en la cantidad de información que las personas dejan por internet después de la muerte, la empresa Digital Beyond se ofrece para organizar esa información. Entre los servicios están el cierre de cuentas en las redes sociales, emails y tomar providencias sobre servicios digitales según lo solicitado por el cliente.

Otros servicios le permiten grabar un mensaje a sus amigos y familiares para que reciban cuando ya no esté aquí. Miedo? Pero esas son sólo algunas de las transformaciones que vamos a presenciar cuando hablamos sobre el futuro de nuestra memoria.

¿Será que en el futuro ir al cementerio como conocemos hoy va a ser tan remoto como escribir una carta en vez de enviar un mensaje electrónico?

. Bookmark the permalink.